Trekking

El trekking es una de las actividades más reconocidas en la Región de Aysén.

La infinidad de senderos que forman parte de sus sinuosos valles y escarpadas montañas hacen que, en su territorio continental, Aysén sea una excelente opción para recorrer a pie casi en su totalidad y, así, en medio de caminatas, ir descubriendo los hermosos paisajes que dan vida a la zona.

00treking_pumas_ascenso

Las numerosas reservas naturales y parques nacionales que se ubican en el extremo austral de Chile, cuentan con senderos trazados especialmente para la práctica del trekking, actividad que consiste en caminar durante horas, días o semanas por distintos paisajes naturales, que pueden ser senderos, laderas, valles y quebradas, cruzando por arroyos, bosques y ríos.
Los caminantes más expertos suelen escalar montañas, caminar a través de glaciares, cascadas y miradores. Pero no todo es tan extremo. El trekking no tiene límite de edad y cualquier persona que se haga el ánimo puede practicarlo, ya que los recorridos se dividen en dificultad baja, media o alta. Sólo hay que asegurarse de llevar ropa cómoda para caminar, anteojos de sol, un buen sombrero y mucha agua.

00queulat_senderoLos caminos de Aysén están llenos de senderos aptos para esta práctica, son tantos, que se hace difícil enumerarlos. Sin embargo, existe un camino mayor que recorre todo país, desde Arica hasta la Antártica y en esta región se divide en tres grandes tramos. Este es el Sendero de Chile.
El primero de los tramos en internarse en la Región de Aysén, es el de Lago Verde – La Tapera, antigua ruta utilizada por los colonos y troperos para el traslado de ganado, de dificultad media y que recorre faldeos cordilleranos y estepas. Es recomendable realizado a caballo, y preferentemente con guías.
Más al sur encontramos el segundo tramo, Villa Cerro Castillo – Puerto Ingeniero Ibáñez, durante el cual es posible apreciar increíbles vistas panorámicas del Cerro Castillo, numerosos lagos y el valle del Río Ibáñez. Además, durante el trayecto los caminantes podrán descubrir cómo la vegetación va mutando desde los bosques caducifolios a las estepas patagónicas, encontrándose también en la ruta con vestigios de los pueblos aborígenes de esta parte del sur de Chile, y con las pinturas que los tehuelches realizaron en lo que hoy es el Monumento Nacional Las Manos.

El recorrido comienza en Villa Cerro Castillo, continuando hacia el sur por los senderos de la Carretera Austral para luego ir internándose en distintos parajes de la región. Recorre mesetas de la estepa patagónica y bosques de lenga, pasando por numerosos lagos, el sector del Lago Tamango y El Claro, donde los pobladores comúnmente ofrecen a los caminantes realizar cabalgatas y practicar pesca con mosca. El trayecto finaliza en la localidad de Puerto Ingeniero Ibáñez, con una muestra de la cultura típica de esta localidad y la famosa representación de arte rupestre “La guanaca con cría”.

00_trek_pumas_puente_colganteEl tercer y último tramo, denominado Circuito Reserva Nacional Cerro Castillo, se inicia en el sector de Las Horquetas, a orillas de la Carretera Austral, donde el paisaje está dominado por la presencia de valles y montañas y el encuentro de los caminantes con varios lagos en el camino como el Paloma, Azul, Desierto y Elizalde, acompañados de un sinfín de arroyos más pequeños. Luego la ruta se interna en la Reserva Nacional Cerro Castillo, continuando por ahí gran parte de su recorrido hasta llegar al Campamento Neocelandés, donde comienza el descenso hacia Villa Cerro Castillo para finalizar la caminata en los valles que colindan con el Río Ibáñez.

La gran diversidad de paisajes y la belleza de la Patagonia en todas sus formas, hacen de este extenso recorrido una experiencia inolvidable para quienes se animen a caminar por los vírgenes senderos australes

Facebooktwitter
instagram
PLANIFICA TU VIAJE AQUÍ
¿DONDE DORMIR?
TRANSPORTE
¿DONDE COMER?
¿QUÉ HACER?